lunes, 22 de mayo de 2017

MITO 13 “ LAS DIETAS HIPERPROTEICAS SON UN BUEN MÉTODO PARA PERDER PESO”

Buenas noticias!!

Hay que comer variado, una dieta no puede ser aburrida ni monótona. 

Comemos diariamente así que ... disfrutemos con ello y demos salud a nuestro organismo.

Os enseño lo que he encontrado investigando sobre las dietas ricas en proteínas: 


Evaluación del mito:

En los últimos años se está produciendo un aumento significativo de la popularidad de las dietas hiperproteicas ( DHP ) como método para perder peso, pero la realidad es que...

El consumo de estas dietas podría ocasionar problemas de salud a largo plazo (1)

Algunos ejemplos de estas dietas son: Dieta Atkins, dieta Dukan, Pronokal, etc... (2).


      Argumentos de defensa de las DHP vs Evidencias científicas: 

Argumentos para la defensa de las DHP como  método para perder peso


Evidencias científicas

Las proteínas tienen un efecto saciante superior a los  Hidratos de Carbono  y las grasas.


Según la EFSA ( European Food Safety Authority, 2010), en diferentes estudios evaluados sobre la ingesta proteica y el efecto saciante: 
NO existen evidencias suficientes que establezcan una relación entre la ingesta proteica y un efecto SOSTENIDO de aumento de la saciedad que comporte una disminución de la ingesta energética (de las calorias ingeridas).(4)


Las proteínas son el principio inmediato que más Kilocalorías consumen durante su metabolización, por tanto, es el nutriente MENOS RENTABLE energeticamente .

Las principales funciones de las proteínas son las funciones estructurales y plásticas


El hecho de que las proteínas sean el nutriente "menos rentable" energéticamente, hace que nuestro organismo deba obtener la energía de otras reservas: primero de los glúcidos y después de los lípidos (2)



Una dieta rica en proteínas favorece una preservación de la masa magra✱ (especialmente con el consumo de proteínas de origen animal).


✱Entendemos por masa magra, la masa corporal libre de grasa. 

La DHP favorece la preservación de la masa magra mejor que una dieta rica en Hidratos de Carbono (HC) (nivel de evidencia: 2+).

Pero a largo plazo, las DHP ( especialmente las dietas ricas en proteína animal ) pueden aumentar el riesgo de mortalidad así como el riesgo cardiovascular (nivel de evidencia: 2+). (3)



Una DHP origina pérdida de peso.

Las DHP NO inducen a largo plazo (>12 meses), una pérdida de peso superior a las dietas hipocalóricas convencionales ricas en HC.( nivel de evidencia 1+).

Si bien, a corto plazo (6 meses) pueden inducir una pérdida de peso superior que con las dietas convencionales ricas en HC (nivel de evidencia 2+). ( 3)


            Elaboración  propia. Fuente:  FESNAD-SEEDO (3).



Los riesgos potenciales a largo plazo, del seguimiento de una dieta rica en proteínas son (2 y 3): 

✥Aumento de los niveles de ÁCIDO ÚRICO Y CREATININA, INSUFICIENCIA RENAL secundaria y CÁLCULOS RENALES. 

✥Aumento de la MORTALIDAD a largo plazo (en comparación con dietas altas en Carbohidratos y bajas en proteínas) como consecuencia principalmente de patología cardiovascular secundaria .(6)

✥Aumento de PESO a largo plazo.

✥DEBILIDAD.

✥Mayor riesgo de FRACTURA ÓSEA Y OSTEOPOROSIS.

✥Desórdenes GASTROINTESTINALES.

Trastornos del estado de ÁNIMO y trastornos del COMPORTAMIENTO ALIMENTARIO.


  




Recomendaciones:


⭐Las proteínas deberían aportar entre un 8-15% de las calorías totales ingeridas diariamente por persona. 

⭐Los glúcidos o hidratos de carbono deberían aportar un 50-60% de las calorías totales.

⭐Los lípidos o grasas deberían aportar un 30-35% de las calorías totales. 

Según la encuesta ENIDE ( Encuesta Nacional de Ingesta Dietética, 2011), en España existe un consumo de proteínas SUPERIOR a los límites recomendados, y la fuente principal de las mismas son los productos animales (1). 


Es aconsejable MODERAR EL CONSUMO DE CARNES ricas en grasas y alternar el consumo de carne magracon legumbres, huevos y pescado como OTRAS FUENTES DE PROTEÍNAS. (5)

✋ Ejemplos de Carnes magras: carne de pollo, pavo, conejo. 
Algunos cortes del cerdo, la ternera y el cordero pueden ser consideradas magras por su bajo contenido en grasa. 


Según las recomendaciones nutricionales basadas en la evidencia de la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética así como la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad ( FESNAD - SEEDO)en el tratamiento de la obesidad NO SE RECOMIENDA inducir cambios en LAS PROPORCIONES DE LAS PROTEÍNAS DE LA DIETA ( recomendación grado A). (3)


Bibliografia:

(1).- Libro blanco de la Nutrición en España . Fundación Española De NUTRICIÓN; 2013: http://www.diba.cat/documents/713456/12489663/Libro_Blanco_Nutricion_Esp.pdf?version=1.0
(2).- Basulto J, Manera M, Baladia E. Dietas hiperproteicas o proteinadas para adelgazar: innecesarias y arriesgadas. Dieta Dukan y método Pronokal® como ejemplo. FMC. http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1134207212704231
(3).- FESNAD-SEEDO. Recomendaciones nutricionales basadas en la evidencia para la prevención y el tratamiento del sobrepeso y la obesidad en adultos ( Consenso FESNAD-SEEDO). Rev Esp de Obesidad http://www.nutricion.org/publicaciones/pdf/Documento-Consenso-FESNAD-SEEDO-Oct2011.pdf
(4).- EFSA. Scientific Opinion on the substantiation of health claims related to protein and increase in satiety leading to a reduction in energy intake (ID 414, 616, 730), contribution to the maintenance or achievement of a normal body weight (ID 414, 616, 730), maintenance of normal bone (ID 416) and growth or maintenance of muscle mass (ID 415, 417, 593, 594, 595, 715) pursuant to Article 13(1) of Regulation (EC)
http://www.efsa.europa.eu/en/efsajournal/pub/1818
(5).- Encuesta Nacional de Ingesta Dietética Española, 2011 (ENIDE). AESAN. http://docplayer.es/10558027-Enide-presentacion-n-de-enide-2011-encuesta-nacional-de-ingesta-dietetica-tica-espanola-aesan-aesan.html
(6).- Trichopoulou A, Psaltopoulou T, Orfanos P, Hsieh C-C, Trichopoulos D. Low - carbohydrate- high- protein diet and long-term survival in a general population cohort. Eu J Clin Nutr :
http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/17136037